A ver si te enteras…

h1 Escrito el 30-12-2007 por dosmanzanas

Por (todas) las familias

¿Sabías que antes de que la ley nos reconociese el derecho a contraer matrimonio y a adoptar, había muchas lesbianas que ya adoptaban niños o se sometían a inseminación artificial para tenerlos? La diferencia es que, entonces, el niño sólo llevaba los apellidos de la madre biológica o de la adoptante y si a ésta le ocurría algo, que la pareja superviviente pudiese quedarse con el niño, dependía de la buena voluntad que tuviesen los abuelos, ya que al no haber reconocida ninguna filiación , la superviviente no tenía ningún derecho sobre el niño al que había criado durante todo ese tiempo.

¿Sabías también que, antes de esa ley, muchas parejas de gays o lesbianas que decidían irse a vivir juntas, se veían obligadas a hacer testamente porque en caso de fallecimiento de una de ellas, la superviviente podía perder todo ya que al no tener reconocido el estatus de familiar directo, todos los bienes podían pasar a la familia del muerto?

¿Sabías que, en caso de enfermedad grave o accidente de uno de ellos, el otro no tenía derecho a los días de permiso que a tal efecto dan en el trabajo? ¿Y que si la familia del enfermo no daba su consentimiento, la pareja no podía ni visitarle, ni recibir información sobre su estado ni dar su consentimiento sobre el tratamiento?

¿Te has parado alguna vez a pensar en cómo te sentirías tú si hubieses estado en esa situación?

¿Sabías que la finalidad de esta ley que tanto maldecís es, ni más ni menos, que acabar con todas estas situaciones tan injustas?

Pues entérate de una vez. La ley de matrimonio y adopción no es más que una equiparación de derechos y una forma de regularizar una situación que ya existía, y que a ti no te impide ni seguir visitando a tu mujer si se pone enferma, ni seguir manteniendo tu vivienda en propiedad (o subrogación de contrato) si tu marido se muere, ni seguir adoptando niños, ni mantener su patria potestad en caso de fallecimiento de tu pareja.

En resumen, gracias a esa ley, yo puedo tener lo que tú has tenido siempre, pero no por eso, tú vas a dejar de tenerlo.

A ver si te enteras.

Frantic


del.icio.us Guarda esta noticia en del.icio.us

8 comentarios en “A ver si te enteras…”

  1. Genial tu artículo pero se ve que no hay peor tonto que el que no quiere entender, asi que no se van a enterar


  2. Cuando tenía cinco o seis años, solía ir mucho con un amigo que conocí en el colegio. Su padre había muerto, su madre no se preocupaba de él desde hacía mucho, y quienes lo cuidaban eran una pareja (para mí, amigas) que dormían en la misma cama y se besaban en la boca. Pero yo besaba en la boca a todo el mundo. En mi inocencia de niña no se me ocurrió que sus madres fueran pareja, ni lesbianas, aun conociendo la teoría (porque mis padres me lo explicaron al ver una película en la que salía una lesbiana y yo preguntar sobre ello). A mí me parecía que eran dos amigas que se querían mucho, y punto. No fue hasta que en un viaje a París, en los Campos Elíseos, vimos a dos chicos en actitud cariñosa, y mi madre me dijo “Esos dos son un poco… Como María e Isabel.”

    Mi amigo era hijo de una prostituta que lo tenía descuidado, y pasó de mano en mano, en hogares donde era ignorado y a veces hasta agredido, hasta la casa de María e Isabel. Y ellas lo adoptaron, y le dieron el amor y la seguridad que necesitaba. Esto ocurría en el 95. Hace más de diez años, antes de este circo. Y como él, hay muchas más parejas de homosexuales que tienen hijos ya mayores, a quienes adoptaron antes de que estos obispillos se pegaran golpes en el pecho porque “Qué va a ser de las pobres criaturas, criadas en una familia retorcida.” “Qué va a ser de los pobres niños traumatizados con esta manera de vivir tan anticristiana.” Y lo peor es que mucha gente piensa lo mismo. Su hijo tuvo la suerte de dar con un par de personas (lesbianas, o gays, o heteros, o intersexuales, o transexuales, o… ¿de verdad importa?) que le quisieron y cuidaron.


  3. Antes de la ley, muchos hombres homosexuales también adoptaban y/o tenían hijos con madres de alquiler.


  4. Gracias por tu testimonio, Sal.


  5. Gracias por tu texto, frantic: emocionante, preciso y precioso.
    Ellos y sus prejuicios nos robaron tantas cosas en el pasado …
    Pero no podrán robarnos ya nada más, y mucho menos ese momento mágico de decir delante del mundo “sí, quiero” al hombre o la mujer que amamos.
    Qué duro tiene que ser vivir en un mundo tan amargado y oscuro como el suyo. Nosotros habitamos bajo la luz multicolor del arcoiris.


  6. Que no, que no, que no se quieren enterar……..


  7. Magnífico argumentario, Frantic, que debería hacer razonar a cualquiera que no haya conseguido aún, a base de tragarse por sistema todo lo que le echen los señores de las sotanas por absurdo que sea, atrofiar para siempre su capacidad de raciocinio… Un beso y muchas gracias.


  8. ¿Cómo van a enterarse esos?

    Curas con curas…,
    monjas con monjas…,

    ¿Cómo podemos llamarle a eso?…

    Frantic me ha encantado tu carta

    Abrazos











Escribe tu comentario

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar en nuestra página. No podremos admitir los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar el comentario poniéndose en contacto con el autor del mismo para comunicarle los motivos.

You must be logged in to post a comment.