Como la tentación

h1 Escrito el 04-04-2008 por elputojacktwist

Desayuno en Urano

Como la tentación
Alberto Mira

Editorial Egales (libro cedido por Berkana)

Como la tentación

Todos los homosexuales famosos eran, en aquellos a√Īos, ante todo personas. Y las personas eran tambi√©n personas, con lo cual era dif√≠cil saber qu√© personas eran homosexuales y cu√°les no.”

Dif√≠cil escribir algo sobre un libro a cuyo autor admiro no s√≥lo como escritor, sino con el que he tenido el privilegio de compartir alguna charla y unos cuantos mails. Y m√°s si dicho autor es el responsable de un hito de la cultura gay en Espa√Īa como es ‚ÄúDe Sodoma a Chueca“. Y a√ļn m√°s si es lector de dosmanzanas.

Alberto Mira, como ya anunciamos, ganó con esta obra el III Premio Terenci Moix de la Fundación Arena, y uno imagina que el propio Terenci habría firmado esta misma novela con orgullo. Porque Mira forma parte de su mismo universo literario y cinematográfico, de su delirante cosmovisión poética, de su descacharrante perversión del musical de los cincuenta, de esa perspectiva irónica, con la justita mala leche, y esa tendencia al esperpento fallero y colorido mediterráneo - auto consciente y orgulloso de su provincianismo - del que también forma parte mi adorado Lluis Fernández, el tercero en discordia.

Una mezcla entre el √°ngel de ‚ÄúQu√© bello es vivir” y Mary Poppins, es enviado a la tierra para influir en la vida de Sergio, un joven que vive en un pueblo valenciano a mediados de los ochenta y que empieza a tener serias dudas (o serias certezas, m√°s bien) sobre su sexualidad. As√≠ que Mary Poppins, al estilo de los esp√≠ritus del Cuento de Navidad de Dickens, coge de la mano a nuestro joven y le ense√Īa toda una serie de futuros probables que √ļnicamente depender√°n de la elecci√≥n personal de Sergio: heterosexual felizmente casado en apariencia que se pasea por las noches por el cauce del Turia para buscar lo que su mujer no le da, cantautor progre nacionalista trasnochado o cantante de musicales rodeado de bailarines hawaianos.

Aunque a lo mejor es mucho m√°s f√°cil que Mary Poppins se convierta en Richard Gere y en vez de agarrarle de la mano hacia su futuro le agarre de otro sitio.

Alberto Mira ha elegido insertar su obra dentro de una corriente que √©l conoce mejor que nadie. Alejado del malditismo o del igualitarismo, la luz playera, su hedonismo vitalista y buen humor, casi obligan a Mira a meterse en ese terreno que le viene como anillo al dedo y del que la literatura de tem√°tica LGTB anda escasa √ļltimamente: el camp.

Te prometen una casa, trabajo estable, familia, te prometen el √©xito, si haces A, B y C morir√°s sano y viejo, rodeado del amor de los tuyos. Ent√©rate de una vez. Todo eso son mentiras. La √ļnica verdad es que no se sabe c√≥mo va a ser la vida

¬ŅRecibi√≥ el se√Īor Mira la visita de una Mary Poppins en su propia adolescencia? Imagino que le bast√≥ con verla en el cine. Y es que con un poco de az√ļcar se traga uno lo que haga falta (qu√© ordinario ha sonado eso, por cierto). “Alberto ¬Ņhasta cu√°ndo vamos a tener que esperar para leer Miradas insumisas“?

elputojacktwist


del.icio.us Guarda esta noticia en del.icio.us

Un comentario en “Como la tentaci√≥n”

  1. Gracias por el post. Tengo muchas ganas de leer este libro. Personalmente, me identifico mucho con ese momento de la vida en el que te encuentras ante dos caminos diferentes. Sabes que tu vida ser√° radicalmente diferente seg√ļn el camino que escojas y que no hay marcha atr√°s.











Escribe tu comentario

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar en nuestra página. No podremos admitir los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar el comentario poniéndose en contacto con el autor del mismo para comunicarle los motivos.

You must be logged in to post a comment.