Doña Sofía la republicana

h1 Escrito el 30-11-2008 por Rafael Rodríguez

Contra naturaLa periodista de extrema derecha Pilar Urbano era noticia hace un mes por un libro titulado “La Reina muy de cerca?, en el que se vierten las polémicas opiniones de la Reina de España sobre temas tan delicados como el aborto, la eutanasia y el matrimonio homosexual, entre otros. Tras el escándalo mediático originado por el libro, la Casa Real se ve obligada a precisar que dichas opiniones se han hecho en el ámbito privado y no corresponden “con exactitud? a la opinión de SM la Reina.

Ahora que a todos se nos ha pasado un poco la indignación inicial que nos produjo el libro, podemos aproximarnos al tema con un poco más de objetividad. A mí me vienen a la cabeza una serie de pensamientos:

Uno. La reina cayó en la trampa que le tendió su “amiga? Pilar Urbano, quien utilizó su indudable habilidad periodística para llevarla al terreno de su moralidad ultraconservadora, sin sospechar que en el libro se transcribirían las opiniones regias, también ultraconservadoras, sin pasarlas por el filtro del sentido común democrático.

Dos. La reina se equivocó al confiar en Pilar Urbano y la Casa Real se equivocó al permitir que el libro se publicase. Las galeradas estuvieron en palacio tres días: la Casa Real debió calibrar el impacto de las opiniones de la Reina, no ceder a la presión de la editorial y de la periodista, e impedir que el libro se publicase en los términos en que se hizo.

Tres. Aunque “La Reina muy de cerca? contiene las verdaderas opiniones de doña Sofía, sonsacadas hábilmente por la depredadora Pilar Urbano, la Casa Real debió desautorizar el libro categóricamente y sin fisuras una vez publicado, y no con la irritante tibieza con que lo hizo, porque su contenido no es sólo políticamente incorrecto, además es ofensivo e hiriente para muchos españoles, y en un tema así no cabe andarse con medias tintas. Si Pilar Urbano fue desleal con la Reina, ya que publicó lo que al parecer eran unas confidencias y no unas declaraciones, la Reina debería haber limpiado su imagen desautorizando personalmente, y con rotundidad, a la periodista. Mientras no haya una contundente desautorización de “La Reina muy de cerca?, daremos por bueno su contenido.

Cuatro. Con la publicación del libro la reina se ha ganado absurdamente la antipatía, cuando no la enemistad, de muchos españoles. “Los gays no deberían sentirse orgullosos de su orientación? “si todos los heterosexuales nos manifestásemos atascaríamos Madrid?, asevera la Reina. ¿Es tan simple doña Sofía que no entiende que la celebración del Orgullo es un símbolo de los derechos conseguidos tras siglos de brutal represión y a la vez una reivindicación de los derechos que aún nos quedan por conseguir? ¿Necesitan una manifestación así los heterosexuales?

Cinco. El libro contiene unas opiniones tan inoportunas y ajenas al siglo XXI, que ha dañado internacionalmente la imagen de nuestra Monarquía. El prestigioso International Herald Tribune, llevaba una gran foto de Doña Sofía a la portada de su edición impresa el pasado 18 de noviembre, con este titular a tres columnas: “A royal pain for the Spanish monarchy? (Un dolor real para la monarquía española). La noticia, que es extensa y bastante dura, se hace eco, una por una, del rosario de las controvertidas opiniones de la Reina; también menciona la metedura de pata (sic) de doña Sofía al decir que no entiende por qué los “gays están orgullosos de serlo? y habla de cómo se ha manchado la imagen de discreción que ha caracterizado siempre a la monarquía española.

Seis. Un apunte puramente político: La reina, al rechazar el matrimonio homosexual, se alinea políticamente con un partido, el PP, que lo tiene recurrido ante el Tribunal Constitucional.

Siete. A los que piensan que la ciudadana Sofía tiene todo el derecho del mundo a dar su opinión sobre lo divino y lo humano, capitaneados por Pilar Urbano, experta en arrimar el ascua a su sardina, cabría preguntarles: ¿Habrían opinado lo mismo si la ciudadana Sofía hubiese estado a favor de la eutanasia, el aborto y el matrimonio gay?

Ocho. Es evidente que quien más se ha perjudicado en esta triste historia es la propia Reina, y por extensión la Corona. Y quien más se ha beneficiado del entuerto es Pilar Urbano, que ha obtenido una doble victoria. Primero: hincharse a vender libros – los contables del Opus Dei deben estar echando humo estos días -, y ya sabemos lo importante que es el dinero para muchas personas. Segundo: ha conseguido poner en boca de la mismísima Reina de España toda la roña ideológica y los prejuicios homófobos que ella misma abandera; y realmente sólo le ha faltado incorporar a doña Sofía al club de las metáforas (una manzana y una pera, una ardilla y un loro… como símiles de la unión entre dos personas del mismo sexo). Sólo nos cabe felicitarle por la maniobra.

Nueve. Quienes siempre hemos pensado que la Monarquía Constitucional es un sistema político acartonado y anacrónico, y que es un monumental disparate heredar la jefatura del Estado como quien hereda una cubertería de plata, ahora, tras conocer las opiniones regias, tenemos un motivo más para reafirmarnos en nuestras posiciones.

Rafael Rodríguez.


del.icio.us Guarda esta noticia en del.icio.us

18 comentarios en “Doña Sofía la republicana”

  1. No puedo estar más de acuerdo contigo.

    Gran analisis.

    Esto lo podías haber incluido como fábula ya que nombras a un loro y una ardilla.

    Es para mandárselo


  2. Completamente de acuerdo.


  3. Yo también estoy de acuerdo con tu análisis, pero me entristece en cierta medida cómo terminó diluyéndose todo… casi sin más, con el paso del tiempo. Porque como comentas en tu artículo, las disculpas de la casa real no fueron tales, fue más que nada salir al paso sin tratar el problema en profundidad. Personalmente, yo no me doy por satisfecho con esas “disculpas” generalizadas y tan livianas… creo que una situación con tanta repercusión (incluso internacional como tú comentas) merecía una respuesta más contundente. Por eso, reitero, me entristece que todo se diluyerá sin más: la mayoría de asociaciones lgtb dieron por buenas esas supuestas disculpas y el asuntó ha dejado de tratarse casi sin más…
    Espero que no se olvide tan fácilmente, y que para otra ocasión futura parecida (que espero que no se produzca) dejemos escuchar nuestra voz con mayor rotundidad… eché de menos una manifestación exigiendo explicaciones.
    Saludos (es la primera vez que escribo aquí).


  4. Totalmente de acuerdo con el post, un muy buen clarificador resumen de la situación, suele decirse por ahí que hay más dias que longanizas, y para el 14 de Abril próximo vá quedando menos, una oportunidad más de ampliar el catálogo de manifestaciones que no parecen gustar a la ciudadana Sofia,además la democracia seguirá reforzándose, de eso no me cabe duda. Saludos.


  5. Rafael:
    De acuerdo, nada que objetar, pero añadiría más aun.
    Sofia es homófoba. Y quién es homófobo también es antisemita, racista, xenófono y machista.
    Calla ante el heterosexismo, androcentrico patriarcal imperante. Y con su silencio, lo apoya.
    ¡Quien calla otorga!
    ¿Acaso a su edad, ha leido y se ha formado lo suficiente?
    Por lo visto no.
    ¿Son compatibles esas “carencias” con el cargo de Reina consorte? ¡No!


  6. que pesaditos todavía con lo de la reina…


  7. Muy buen artículo, estoy muy de acuerdo y además está muy bien redactado y ordenado. Pero a estas alturas de la película, seguir hablando de esto es remover la mierda, hablando mal y pronto. Así que por mi parte, recomendaría poner punto y final a este episodio con el artículo.


  8. Pues me vais a permitir que discrepe de las dos últimas opiniones. Puedo comprender que, entre los lectores habituales de DM, con tanta noticia relacionada y tanta columna sobre el tema se produjera en su momento un pequeño efecto de saturación. Pero precisamente una de las intenciones de Raúl (ya lo señala él al comienzo del artículo) es hablar del tema ya en frío, una vez pasado el escándalo mediático.

    Por otra parte, hablar de las declaraciones de la reina en el libro de Urbano no es ni mucho menos “remover la mierda” ni “ser pesaditos”. Es, simplemente, contribuir a que no se olviden unas declaraciones que suponen una de las mayores muestras de homofobia en la historia de este país, además de una injerencia intolerable en temas de contenido social y político de una figura simbólica que, hasta ahora, no se había entrometido en temas de contenido social y político, con una desaprobación explícita de la labor de un gobierno, cosa que hasta ahora no había hecho jamás la Corona.

    Creo que, como muy bien dice Raúl al final de su columna, las declaraciones de la reina y las ardillas y los loros de Pilar Urbano, quedarán como un referente de la homofobia española, junto a las peras y las manzanas de Ana Botella.


  9. De pesaditos nada; me alegra que se haya publicado este artículo (enhorabuena Rafael) porque se levantó una polvareda que quedó sólo en eso, polvo. No nos olvidemos que esta señora con la otra señora, escribieron un libro hace años las bondades del franquismo


  10. como muy bien dice Raúl

    Por supuesto, quería decir “Rafael”. No sé en qué estaría yo pensando.

    Por otra parte, me alegro de que Deabrutxiki haya sacado a colación el libro (también de Pilar Urbano( en el que hace 13 años, la Reina decía que no consentía que se hablara mal de Franco delante de ella.


  11. La mierda no sólo tiene que ser removida, sino que tiene que ser limpiada… no vale con tapar la mierda cubriéndola con una alfombra: aunque ya no se vea seguirá oliendo…

    Y perdonad por lo escatológico de mi comentario (es en respuesta a lo que dijo Mario).

    Saludos


  12. Y aclaro que con “limpiar la mierda” me refiero simplemente a que eran necesarias unas disculpas más directas, o en su caso haberse desmarcado de lo recogido en el libro. Y por parte de las asociaciones lgtb (en general) haberse dejado escuchar con un poco más de fuerza, y no acatando sin más esas supuestas “disculpas” (que yo no las veo como tales)…
    De esa forma sí se hubiese “limpiado” la mierda, y no habría necesidad de seguir removiéndola…


  13. Excelente artículo, Rafael.
    Sólo se puede decir más alto.
    Simplemente excelente.


  14. Hombre, Crasamet: “unas declaraciones que suponen una de las mayores muestras de homofobia en la historia de este país“. Entiendo la indignación, pero esta es una pequeña exageración, ¿no?


  15. Zarevitz: En esa frase falta un “reciente” que se me olvidó: en la historia reciente de este país.

    Aún así, sigue siendo exagerada, sí. Será cosa de mi abuelo andaluz, :) .


  16. Felicidades por el artículo. No puedo estar más de acuerdo.

    Y respecto al hecho de ocultar las cosas bajo la alfombra… al final estos “flecos” tienen tan mala leche que hasta las alfombras acabarán pudriéndose y dejando a la vista lo que con tanta diligencia se quiso ocultar.


  17. Estupendísimo artículo, Rafael, muy clarificador y además oportuno. Oportuno porque creo que no debemos dejar que este tema se enfríe. Es un tema serio sobre el que se ha intentado echar tierra, y no debemos permitirlo. La consorte del jefe del estado nos ha despreciado en unas declaraciones públicas consentidas por la Casa Real, y esto es muy serio. Así que no estoy de acuerdo en absoluto con los que piensan que hay que dejarlo estar. Simplemente no. Habrá que remover la mierda durante el tiempo que sea necesario, para que todo el mundo comprenda el verdadero alcance de las palabras de doña Sofía.
    Tan sólo un apunte, Rafael. No estoy de acuerdo con que la Reina sea sólo una incauta, con un papel pasivo en este desaguisado: La ultrafacha Pilar Urbano no es un lobo disfrazado de cordero, es un lobo en toda regla y se sabe desde hace tiempo de qué pié cojea. Así que no creo que doña Sofía se haya dejado embaucar. Tengo la impresión, aunque se trata sólo de una conjetura imposible de demostrar, de que todo esto ha sido bien calculado. No hay que olvidar que la Corona le debe muchos favores a la Iglesia y tal vez el libro ha sido una forma de devolver estos favores. Por mencionar sólo unos pocos: el silencio de la Iglesia ante la condición de divorciada de Letizia, o la forma en que han mirado hacia otro lado cuando se hizo público que se había enviado el cordón umbilical de la infanta Leonor a EStados Unidos para poder obtener células madre (esas células que tan mal le parecen a la Conferencia Episcopal y al VAticano). Por no hablar del problema que podría presentárseles en el futuro si la infanta Elena decidiera volver a casarse. Así que no tiene nada de extraño ni de ciencia ficción que, así como no quien no quiere la cosa, alguien le pidiera a doña Sofía que se pronunciara, y como no puede, lo hicieron pasar por un desliz. Era fácil echar la culpa a Pilar Urbano. Los de derechas la adorarían aún más, y nosotros realmente no podemos despreciarla más de lo que ya lo hacemos. Sale bastante rentable, ¿no?


  18. Muy buen artículo Rafael. Es verdad que ya ha pasado el tiempo y sigo asombrado por varias cosas. La primera es que únicamente las asociaciones LGBT exigieron una disculpa y obtuvieron algo rápidamente. No se obtuvo gran cosa, pero, que yo recuerde, es la primera vez que la Casa Real hace algo así. Como ya dijimos en su momento la Federación no iba a encabezar el movimiento republicano, habría mucho que perder y nada que ganar.

    El resto de aludidos, defensores de una escuela laica, partidarios del derecho al aborto, partidarios de la eutanasia, republicanos, etc. dijeron algo pero con la boca pequeña. Aparte del tema gay, la reina dijo que “habría que enseñar religión hasta una cierta edad para que los niños supiesen el origen del mundo”. Tan poca confianza tienen los opusinos en sus propias convicciones que saben que sólo de niños, hasta una cierta edad, llegas a creértelas para toda la vida. Si fuese desde ya sería otra cosa. También me alucinó lo que dijo de los republicanos, más o menos que ellos también dejaban sus pertenencias en herencia. Lo cual demuestra la gran ignorancia de los más elementales principios de la ilustración como el que la soberanía nacional reside en el pueblo y no es una propiedad que se herede.











Escribe tu comentario

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar en nuestra página. No podremos admitir los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar el comentario poniéndose en contacto con el autor del mismo para comunicarle los motivos.

You must be logged in to post a comment.